TEMA

El abecé del conflicto entre López Obrador y las empresas Walmart, OXXO y Bimbo

La controversia entre el presidente mexicano, Andrés Manuel López Obrador, y las empresas OXXO, Walmart y Bimbo ha crecido, luego de que este las indicara que pagan menos por el consumo de luz que la mayoría de los ciudadanos. ¿Qué ocasionó la discusión y cuál ha sido la respuesta?

Empresas dedicadas a la venta de productos diversos, tales como Walmart y Bimbo, se ampararon contra la aplicación de la reforma de la Ley de la Industria Eléctrica, manifestó López Obrador el pasado 19 de marzo.

«El amparo a Walmart y Bimbo por la reforma eléctrica, ¿qué tiene que ver? Pues resulta que sí tienen que ver porque con la llamada reforma energética, si constituían una empresa para producir energía, y además esa empresa producía energía eólica, limpia, recibía un subsidio y al final comparaban la energía eléctrica más barata que los consumidores», explicó.

Además, adelantó que darían a conocer el costo real de lo que pagaban estas empresas bajo el esquema de la antigua reforma energética —aprobada durante el Gobierno de Enrique Peña Nieto— frente a lo que pagan los usuarios que no gozan de este tipo de subsidios.

«Ya no queremos que esas grandes empresas se queden con el subsidio, porque todo eso significa entregar presupuesto público, que es dinero de todos los mexicanos, a las grandes corporaciones. Se tenía la percepción, porque engañaban, que el subsidio se lo daban al consumidor domiciliario, a una familia. No, los grandes subsidios en la electricidad son para las empresas comerciales», agregó.

Ese mismo día, el mandatario acusó que la empresa OXXO paga menos por el consumo de luz que una familia de clase popular, clase media o, incluso, que un dueño de una tienda de abarrotes de una colonia.

La controversia: ¿qué dicen las empresas?

Los señalamientos del presidente mexicano han despertado las alertas de los empresarios, quienes ya se han manifestado al respecto. La primera en responder fue la empresa FEMSA, operadora de tiendas OXXO, quien aseguró que sus establecimientos pagaron 1.576 millones de pesos (75,6 millones de dólares) a la Comisión Federal de Electricidad (CFE) por el consumo de luz durante el 2020.

Según expuso la empresa, el 70,1% de las tiendas OXXO en el país son abastecidas por fuentes de energías renovables a través de cinco parques eólicos con los que tienen contratos, con lo cual abastece el 64,9% de sus necesidades de energía.

«Casi 30% de nuestras tiendas no se surten de energía eólica sino totalmente de la CFE, por lo que el pago promedio mensual se va directo a esa empresa del estado», expuso FEMSA en un comunicado de prensa del 19 de marzo.

En promedio, cada tienda de OXXO en México, con conexión a un parque eólico, paga 14.052 pesos (675 dólares) al mes a la CFE. Dicho costo considera pagos por conceptos como el porteo, uso de líneas de transmisión y un complemento que es un cargo fijo por formar parte de la red eléctrica nacional.

«Actuamos siempre apegados a la legalidad: el suministro de energía renovable que surte a nuestras operaciones nunca ha ido en perjuicio del estado mexicano. Los contratos correspondientes son legales y legítimos», acotó la empresa.

La contraparte: ¿cuánto paga un ciudadano?

Luego de exhibir que Walmart, Bimbo y OXXO pagan menos por el servicio de electricidad que una tienda de abarrotes, López Obrador aclaró que no hay inconvenientes con las empresas y propuso un diálogo para llegar a un acuerdo.

«No hay ningún problema con OXXO, con Bimbo, con Walmart, nada más que entiendan que hay que hay buscar el diálogo para arreglar este asunto, porque es injusto», expresó durante la conferencia del 22 de marzo.

Además, a través de gráficas mostró que dichas empresas pagan entre 1,7 y 1,8 pesos por Kilowatt, mientras que un hogar de clase media con subsidio 2,3 pesos. En tanto, una tienda de abarrotes paga alrededor de 3,2 y un hogar sin subsidio 5,2 pesos por kilowatt.

A pesar de que FEMSA sostiene que cada unidad de OXXO paga 14.052 pesos (675 dólares) al mes, la realidad es que cada una de sus tiendas recibe un subsidio de 26.544 pesos (1276 dólares) mensuales. Caso contrario a las tiendas de abarrotes, que no tienen ningún tipo de subsidio para sobrellevar sus gastos.

En este sentido, López Obrador pidió a las empresas que explicaran la razón por la cual son acreedoras a este tipo de subsidios por parte del Estado mexicano y reveló que tienen plantas para generar energía que les permite pagar menos.

«Eso la gente no lo sabía, que OXXO tiene también plantas para generar energía, o Bimbo o Walmart tienen sus plantas, porque son socios de las empresas como Iberdrola. Y por ese hecho, ellos obtienen un precio más bajo, entonces dicen ‘además se produce energía eólica que tiene muy bajo costo, además no contamina’. Pero no toman en cuenta que no siempre están generando energía, porque no todo el tiempo hay viento suficiente ni hay sol suficiente», comentó.

Con información de Sputnik

Entradas Relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *